LAS TRES POSICIONES ESTRELLA EL DÍA DEL PARTO

LAS TRES POSICIONES ESTRELLA EL DÍA DEL PARTO

Según Blandine Calais en su libro “Parir en Movimiento” son tres las posiciones estrella de la movilidad pélvica el día del parto.

Son posturas que se basan en los conocimientos de la biomecánica pélvica con el objetivo de abrir el estrecho inferior de la pelvis en la fase de expulsivo.

Puedes ir alternado de una postura a otra y utilizar elementos que te ayuden en el parto como son la pelota de fitball o las cuerdas.

Las tres posturas siguen el mismo patrón de posición:

  • Articulación coxofemoral en aducción y rotación interna.
  • Tronco en extensión.
  • Brazos estirados hacia arriba.

 

1. De pie.

Las piernas no deben abrirse al máximo. Buscamos que queden a la anchura de las caderas.

Pueden darse movimientos asimétrico como el de la imagen en el que un pie apoya sobre un escalón.

Utiliza los recursos del paritorio para mantener los brazos hacia arriba. Pueden ser las pareces, un triángulo, cuerdas, apoyarte sobre tu acompañante…

Una variante a esta posición puede ser de cuclillas. Siguiendo siempre los patrones de posición y el ritmo de la salida del bebé para evitar lesiones en el periné.

2. Cuadrupedia.

Es una postura recomendada cuando el niño se presenta muy posterior. Nos ayudamos de la fuerza de la gravedad para colocar y guiar al niño por el canal del parto. Así, evitamos lesiones en la zona perineal posterior de la madre.

El acompañante, como ilustra la imagen, puede ayudar a disminuir el dolor haciendo presiones sobre la zona lumbosacra.

 3. Sentada.

Sobre el fitball, al borde de una silla o de la cama. Es menos cansada que la primera postura y recurren a ella muchas mamás cuando llevan muchas horas de trabajo de parto y las fuerzas flaquean.

Es importante una buena colocación de la pelvis para ayudar a la presentación del bebé.

El acompañante puede colocase detrás de la mamá para que esta se apoye y ayudarla a traccionar de los brazos, buscando así una mayor apertura del estrecho inferior de la pelvis.

 

Recuerda.

Que con cada jadeo, con cada grito, con cada exhalación durante la contracción, ayudamos a activar el transverso y encontrar la sinergia de la musculatura del suelo pélvico para guiar al bebé por el canal de parto.

Por eso, en ACTIMAMI trabajamos en las clases de embrazadas activas de Oviedo y Gijón las respiraciones, la activación del transverso y el suelo pélvico; utilizando herramientas que podrás encontrate el día del parto con son la fit ball o el TRX.

Enviar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *